Foto ovación.

Tan lamentable como repudiable el cúmulo de situaciones vividas este domingo en nuestro Estadio Juan Antonio Lavalleja y en sus adyacencias.
Desde el impedimento de realizar nuestra labor periodística con la normalidad que corresponde hasta la agresión verbal por parte de UN DIRIGENTE (aclaro que es una actitud individual) que no se limitó al insulto únicamente sino al intento de agresión física, que no prosperó gracias a la cuerda actitud de otro dirigente que intercedió y a la cercana presencia policial.
Actitud cobarde y NO aislada, porque el mismo dirigente momentos antes había agredido también de palabra a una funcionaria municipal que cumple funciones en el Estadio Juan A. Lavalleja.
Rechazo totalmente cualquier situación de violencia y mucho mas cuando esa violencia es ejercida contra una mujer por parte de un…¿hombre?…
Total solidaridad con la compañera que tuvo que pasar por esa incómoda situación.
En lo que a mi concierne no me sorprende ni mucho menos me amedrenta. Seguiré ejerciendo mi trabajo como hasta ahora, con el compromiso y el respeto hacia todas las instituciones y personas por igual.
Resaltando todo lo que está bien y haciendo notar también aquello que esté mal. Por estar convencido que es lo que corresponde.
Hubo errores.Es evidente. Pero de ninguna manera estos pueden opacar lo que fue una fiesta del futbol del interior y una gran victoria de Porongos.
Me parece correcto que se intente crecer desde lo institucional y mejorar los espectáculos, es plausible. Pero no se puede impedir el derecho al trabajo de quien está debidamente acreditado.
Por ejemplo: desde el pasado mes de marzo estoy debidamente acreditado para cubrir los partidos de la selección Uruguaya por eliminatorias. Desde marzo conozco el sector, la fila y la butaca de bancada de prensa que me corresponde. Conozco y tengo absoluta libertad para ingresar a los sectores habilitados.
Quizá la comparación no corresponda pero si se quiere innovar hay que hacerlo bien y sin limitar derechos.
Este domingo no pudieron ingresar en tiempo y forma los colegas de Canal 8 al sector de vestuarios, anteriormente habían tenido igual inconveniente los colegas Daniel Medina de Deportes Trinitarios y Angel Pereira de semanario Pueblo.
Los Periodistas Deportivos del departamento estamos debidamente acreditados por OFI para cubrir todos los campeonatos que organiza , pagamos el carné correspondiente y por tanto podemos exigir que se nos permita trabajar y se nos otorguen las garantías para hacerlo.
Pero si la violencia viene precisamente de una parte de la organización; en algo se está fallando.

Julio Cesar SUR FM 107.1 Trinidad

Anuncios