Por Freddy Silva

La solución apareció y en forma mucha más sencilla de lo que muchos suponían. La renuncia de un Presidente, sea este u otro, no significa de ninguna manera que el fútbol se va a terminar. Es más, hasta ahora no entendemos por qué no se jugó la semana pasada.
El Consejo de Juveniles ya había fijado la actividad, el de Primera pudo haberlo hecho aún en ausencia de los neutrales y todo debió haberse jugado con total normalidad.

El anuncio de renuncia del presidente llevó a muchas equivocaciones y poco a poco se fueron acomodando las situaciones nuevamente.

El Presidente renunció pero nunca presentó una nota y se debió aguardar a que se aprobara el Acta donde se anuncia su alejamiento del cargo y todos los delegados presentes la firmaron. Capítulo terminado.

Esta situación permitió recomponer el cuerpo de dirigentes con un mínimo de cuatro miembros de la mayoría aunque se va a citar a quien corresponde de la minoría.

Francisco Pattera asumió como miembro titular y se presentaron ante la sesión de los clubes que si bien no era una Asamblea, era una reunión muy importante con la mayoría de los Presidentes presentes.

Roberto Araújo presentó un planteamiento que había sido acordado el día anterior y que nos parece que es lo más justo porque se adecua a lo que se señala en los Estatutos.

Mario González será el Presidente de la Liga, Huber da Cunha el Vicepresidente, Roberto Araújo en la Secretaría y Francisco Pattera como tesorero.

Ya en la jornada de ayer se realizó un llamado a Asamblea General Extraordinaria para tratar los temas de la Ordinaria que se debió haber realizado hace seis meses y los dirigentes la pasaron por alto.
La misma se celebrará el miércoles de la semana venidera y allí se tratarán todos los temas obviados anteriormente e incluso la designación de una Comisión Electoral para llevar adelante un acto electoral que permita la asunción de nuevos neutrales a la brevedad.

Los Consejos de Juveniles y de Primera División están perfectamente integrados, lo mismo que el Colegio de Árbitros y el Tribunal de Penas.

Lo que resta, para que todo tenga validez Estatutaria es la conformación de la Comisión Fiscal con los miembros renunciantes o sus suplentes.

Finalmente, y nadie lo dijo pero seguramente será tema de la Asamblea, se restituirá en el cargo a la Contadora para hacerse cargo de la parte contable de la Liga que hace meses viene funcionando sin tesorero, sin Contador y sin Comisión Fiscal.

Queda muy claro con esta situación que, mientras existan clubes que se dediquen a jugar el fútbol, éste no depende de las personas que están al frente ni de la Liga ni de los propios clubes.

Anuncios