Foto del empate en juveniles de Nueva Palmira y Soriano

Por Alfredo Zaldúa

Absoluta: Nueva Palmira (Soriano Interior) 0 Mercedes 2

VICTORIA DE MERCEDES SIN OBJECIONES
Juveniles: Nueva Palmira 1 Mercedes 1
EMPATE LÓGICO

En una noche donde el viento jugó, en ambos partidos, un rol preponderante, las selecciones de Nueva Palmira, representando a Soriano Interior, y Mercedes dividieron honores en Sub 17 mientras en mayores los mercedarios se llevaron una justificada victoria en la primera fecha de la serie C de la zona Litoral, correspondiente a la Copa Nacional de O.F.I. 2018. Ambos planteles y en las dos categorías llegaban con pocos partidos amistosos. En el caso de los palmirenses mucho trabajo interno pero con poco fútbol formal. En mayores en el Complejo Celeste contra la Sub 20 de Uruguay (5-0), frente a su par de Colonia en la capital departamental (3-1 en favor de la roja) y el último juego contra la Sub 17 palmirense. En Sub 17, los palmirenses, aparte de ese encuentro con la Mayor, dos frente a la juvenil de Colonia donde perdió de visita 3-1 y de local venció 3-2.

En Absoluta fue victoria visitante

En la Absoluta
El resultado fin al de 2 a 0 en favor de Mercedes es reflejo de lo sucedido en la cancha. Desde el comienzo, en cuya primer tiempo Palmira tuvo el viento a favor,  lo que ópticamente podía producir la sensación de dominio, con Gastón Villoldo siendo el más insinuante, en los hechos dicha supremacía no era efectivamente tal. Teniendo la pelota en mayor o menor porcentaje, Mercedes siempre fue superior en cuanto al trato de la misma. Con una defensa bien plantada supo  sobrellevar las circunstancias climáticas sin por ello desentenderse de sacar el contragolpe, sobresaliendo su accionar más dinámico y de funcionamiento colectivo contrastando con el excesivo y anunciado traslado de pelota donde la imprecisión en los pases fue también un déficit a la hora de hacer el balance general de la producción local.

Hay que decir que en una de las varias incursiones que igualmente tuvo Mercedes, en el período inicial, donde, jugando en corto y a ras del piso, supo adaptarse al la contrariedad del viento, tuvo una jugada en donde una pelota caída en el área local y que en principio parecía fácil de controlar por el arquero Edgardo Sosa, este en la misma raya del arco se vio sorprendido y ya con la pelota entre su manos, se vio obligado a hacer un giro para asegurarla, dejando la impresión de haber pasado la línea de gol. A pesar de la reacción inicial de festejo mercedario y de un convencimiento casi unánime de haber sido gol, no fue convalidado a pesar de los reclamos. La opinión general, incluso la nuestra, fue la de que el arquero en el movimiento de brazos metió la pelota en su propia portería.

Villoldo casi no pesó en el área mercedaria

 El fútbol desplegado por uno y otro hacían presumir que, si Palmira no conseguía desnivelar en el primer tiempo, para la segunda parte el factor viento iba a potenciar lo ya mostrado por Mercedes. Aunque paradójicamente en los primeros minutos del complemento, con viento en contra, en una par de las pocas jugadas colectivas que generó la selección palmirense esta pudo llegar a desnivelar, situación donde fue fundamental la buena respuesta del golero José Manzanares. Curiosamente tras estas circunstancias, en los minutos en que Mercedes había corrido los mayores riesgos, de contra vendría la jugada de la apertura. Un fuerte remate de media distancia sesgado de derecha a izquierda, el que ya de por sí era riesgoso, encontró en el camino la cabeza de Anthony Castillo que, en un acto reflejo, intentó despejar, no haciendo más que repotenciar el riesgo primario haciendo que la pelota se colara en el segundo palo de Sosa.

Sorpresa por como se dio la apertura pero no por lo que en general se había visto en la cancha. Palmira sintió el impacto al extremo de no llegar a sobreponerse, faltó reacción anímica y, futbolísticamente, recrudeció el ya escaso juego colectivo prevaleciendo el arresto individual sin aportar rédito alguno. Mercedes empezó a sentirse dueño del partido, a lo técnico-táctico-físico ya expuesto también hizo  tallar el oficio y estaba más cerca de conseguir el segundo gol que lo que generaba Palmira con posibilidades de igualar. El correr de los minutos no hizo más que refrendar las persuasiones.
Un  remate libre notablemente ejecutado por Alain Battó, con pelota metida en el ángulo izquierdo elevaría a dos la diferencia y así, dado a como estaban las cosas, ir convirtiéndose en punto final.
Mercedes, por su exposición colectiva e individual fue justo ganador frente a una selección palmirense que en este debut se mostró imprecisa, carente  de un  hilo conductor y, lo más llamativo, sin el poder de reacción que tradicionalmente tiene el fútbol de esta ciudad.
Detalles: Parque “Evelio Isnardi” – Público aprox.: 800 (Entradas vendidas 628)
Juez: Washington Banchero. Asistentes: Carlos Melvja y Gastón Soba (Colonia capital)
Nueva Palmira (0): Edgardo Sosa, Franco Villalba, Anthony Castillo, Brian Ruella, Víctor Sandes (80′ Joaquín Gómez), Luis Benítez, Julio Mazza, Carlos Cabrera, Lucas Guaraglia (70′ Alfredo Andrioli), Agustín Matos, Gastón Villoldo. DT: Roberto Álvarez – Gustavo Chialvo.
Mercedes (2): José Manzanares, Mario González, David García, Roy Morossini, Carlos Hormechenko, Diego Lugo (62′ Jhon Salvador), Paolo Bogni, Esteban Santana, Daniel Martínez (55′ Marcelo Castro), Angel Lugo (77′ Teodoro Luna), Alain Battó. DT: Carlos Perez. Goles: 65′ A. Castillo (ec); 78′ A. Battó.
En Sub 17
Un tiempo para cada uno. El viento que ya soplaba temprano, dio una mano a ambos. A los 2′ hizo que Mercedes, por incidencia clara de ese factor, se pusiera en ventaja por intermedio de Carlos Larralde. Con la ventaja tempranera más se fue incrementando el acoso de los juveniles capitalinos de Soriano mientras los gurises palmirenses se encontraron un tanto desacomodados. Igual llegaron a crear una jugada donde bien pudieron empatar con una pelota que se estrelló en el ángulo del buen arquero Valentín Gil. En el complemento Mercedes, apechugaba al viento defendiéndose buscando salir de contra. Por su parte Palmira andaba cada vez más cerca del arco adversario. Y en ese machacar, encontraría el premio tras un jugada donde la defensa blanca no pudo despejar, y después de una serie de rebotes cortos, el doloreño al servicio de la juvenil palmirense, Ezequiel Torres ponía la igualdad, para terminar consumando un empate que reparte equitativamente lo hecho por ambos equipos en la cancha.

Correcto el arbitraje de Mario Calo

Juez: Mario Calo. Asistentes: Gastón Soba y Juan Melvja (Colonia capital)
Nueva Palmira (1): Emerson Daruich, Ezequiel Torres, Francisco López (67′ Wilson Alasio), Matías Stiburlov, Héctor Bonti, Facundo Silvestre, Gian Franco Gay, Manuel Medero, Santiago Carrasquera, Wander Villanueva, Augusto Solsona. DT: Hernán Borges. Gol: 70′ E. Torres.
Mercedes (1): Valentín Gil, Nicolás Cortés, Joaquín Carrato, Lucas Ferreira, Rubén Martínez, Facundo Saucedo (67′ Adrián Castillo), Federico Lavista (81′ Joaquín Gallo), Sebastián Hormechenko, Ehivan Lancovich, Carlos Larralde, Facundo Jamen (70′ Agustín Debenedetti). DT: Washington Ortellado. Gol: 2′ C. Larralde.
Anuncios