Lavalleja gané en el Campus. Foto OralSport

Lavalleja venció 1 a 0 a Maldonado en choque por el 3° puesto del Este

 

Por Sebastián Pastorino (Oral Sport Minas)

Ante unas 800 personas ayer domingo en el Campus “Domingo Burgueño Miguel”, Lavalleja derrotó 1 a 0 de visitante a Maldonado en clásico esteño por el tercer puesto regional. El interminable goleador Mario Amorín fue el autor de la conquista del triunfo serrano en tierras fernandinas, mandando a las piolas con golpe de cabeza la primera bola que tocó apenas iniciado el complemento.

 

Rodolfo Alhers en el anfitrión puso en cancha un 3-4-1-2. Marcos Nieves en el arco; Héctor Giménez (72’ Federico Pérez), Gonzalo Umpiérrez y Pablo Delgado en la zaga; Matías González (76’ Daniel Recalde), Martín Espel, Guido Crespo y Cheyene Durán (74’ Maximiliano Cardozo) en el mediocampo; Germán Suárez como enganche; Emiliano Bernales y Héctor Duarte en ataque.

Gerardo Cano en la visita colocó como figura táctica un 4-4-2. Bruno Acosta en el pórtico; Laureano Larrosa, Mauricio Capricho, Pablo Muniz y Gregorio Almeida en el fondo; Gabriel Chaine (61’ Martín Goñi), Carlos Corbo, Jonathan Pérez y Germán Fernández (76’ Sebastián Sánchez) en la zona media; Marcelo Martínez y Ricardo Queiro (45’ Mario Amorín) en ofensiva.

Mario Amorín sigue poniendo la firma. Foto OralSport

Poca cosa sucedió al principio, pero superados los 5’ Maldonado empezó a intentar poner el trámite a su favor. Buscó avanzar por su izquierda con buenas proyecciones de Crespo y Durán, más Suárez, Bernales y Duarte que alternadamente se tiraban hasta allí, y complicó a un Larrosa sin experiencia en el lateral derecho; de todos modos nunca tradujo esos avances en peligro.

Pasados los 15’ Lavalleja se fue soltando al influjo de Fernández que por la banda izquierda del mediocampo propuso alguna acción de ataque, de hecho a los 18’ sacó el primer remate serrano aunque muy débil. Y en adelante la visita creció por esa zona del terreno de juego cuando se sumaron al diálogo futbolístico Pérez y Queiro; los circuitos se irían afinando con el girar de las agujas del reloj.

No obstante la primera instancia de real peligro la trajo Bernales a los 23’ con un remate bajo contra el palo de derecho de la visita, que Acosta sacó volando increíblemente evitando la apertura. Pérez a los 27’ hizo un cierre justo antes de que Duarte -que dudó mucho y demoró su ejecución- decidiera rematar procurando el primero del local.

El juego no era muy dinámico ni tenía mucho brillo, y tras las incidencias descriptas fue Lavalleja el que aportó a la brega tres acercamientos de peligro neto en un minuto: a los 34’ Nieves le descolgó del ángulo un tiro libre a Pérez tirándola al córner, y en la reposición del tiro de esquina el golero volvió a contener por dos veces sin permitir la apertura visitante.

En adelante Lavalleja fue dominador neto hasta el pitazo del coloniense Washington Banchero. Queiro se lo perdió solo frente al arco tras gran asistencia de Corbo a los 37’; mientras que iban 43’ cuando el albo Giménez cerró justito un embate del rival.

Foto OralSport

Por lesión del delantero Queiro que estaba jugando un buen partido (aparentemente sufrió un esguince de rodilla), de cara al complemento Cano se vio obligado a quemar una variante; mandó a la cancha a Amorín y también modificó posiciones que terminaron mejorando a su equipo: Chaine pasó al ataque y Martínez bajó al extremo derecho del mediocampo.

No iba ni un minuto de reanudado el compromiso cuando “Súper Mario” con gentil gesto saludó a la guinda entrando por el segundo palo, para mandarla a las tanzas aprovechando un centro muy bien cedido por Chaine. En la primera que tocó le puso su firma al partido, y agregó otra perlita a su rica historia como el máximo goleador de Lavalleja de todos los tiempos (este fue su octavo gol en el Campus ante este rival, desde que se estrenó el 5 de febrero del 2000).

Y el artillero entró con todo, pues a los 10’ se sacó de encima a dos marcadores con un quiebre de cintura que envidiaría hasta el mismísimo Elvis Presley, y mano a mano con el arquero se tomó un instante con esa frialdad que solo tienen los voraces del gol, pero no se le jugó Nieves y Mario culminó gastando el recurso que tenía pensado en este caso picándosela directo a las manos y sin poder saciar su hambre de conquista.

En el segundo tiempo el dominio fue todo de Lavalleja, y además con gran autoridad; el elenco serrano monopolizó la tenencia del esférico al influjo de un Pérez que fue creciendo concomitantemente avanzó la noche copera. Chaine metió una exigida volea que dio en el palo, a los 12’. Fernández estaba incontrolable por la izquierda, y generaba constantemente llegadas con pelota en su poder hasta la raya desde donde centraba.

Lo diferente en un Maldonado que fue controlado y aislado, se dio mediante un disparo de Bernales a los 21’, pero alejado del trampero; en tanto la más peligrosa fue para Crespo, que recibiendo solo y sin marca al borde del área grande y elevó increíblemente su remate a los 26’. Es de destacar que los albos tuvieron mucha vergüenza deportiva, y pelearon su posibilidad más allá de verse superados y carecer de ideas y fútbol; en los cambios no encontraron las respuestas pretendidas por su entrenador.

En trámite que siguió con Lavalleja siendo ampliamente superior, el pecado visitante fue no haber liquidado el pleito para su mayor tranquilidad. Bien pudo haber triunfado por 3 o 4 goles y ello hubiera significado liquidar la llave, pero no fue así.

 

El próximo sábado Lavalleja recibirá a Maldonado en Minas, para jugar la revancha. Será otra página a escribir por estos dos rivales esteños, que dejarán todo por acceder a los Cuartos de Final de las fases interzonales del Campeonato del Interior; el rival saldrá del vencedor de Tacuarembó y Nueva Palmira.

 

  

LA FIGURA DE LA CANCHA

El fútbol pasa por él

No empezó con todo su potencial, pero mientras avanzó el juego sacó a relucir la clase que lo adorna. Jonathan Pérez fue la figura del partido, aunque también hubo otros rendimientos individuales que merecerían el destaque.

Banchero y asistentes. Foto OralSport

MALDONADO 0 – LAVALLEJA 1

(0-1) 46’ Mario Amorín (L). Cabezazo sobre el segundo palo.

Foto Ortal Sport

Maldonado

12- Marcos Nieves

2- Héctor Giménez (72’)

21- Gonzalo Umpiérrez

23- Pablo Delgado

8- Matías González (76’)

5- Martín Espel

11- Guido Crespo

6- Cheyene Durán (74’)

18- Germán Suárez

7- Emiliano Bernales

19- Héctor Duarte

 

DT: Rodolfo Alhers

 

Suplentes

25- Maximiliano Rodríguez

4- Fabricio Cancela

10- Jorge Recarey

13- Federico Pérez (72’)

16- Daniel Recalde (76’)

17- Jonathan Tabeira

22- Maximiliano Cardozo (74’)

 

Lavalleja

1- Bruno Acosta

5- Laureano Larrosa

15- Mauricio Capricho

2- Pablo Muniz

22- Gregorio Almeida

17- Gabriel Chaine (61’)

14- Carlos Corbo

18- Jonathan Pérez

19- Germán Fernández (76’)

7- Marcelo Martínez

24- Ricardo Queiro (45’)

 

DT: Gerardo Cano

 

Suplentes

1- Pablo Alzogaray

4- Sebastián Suárez

10- Mario Amorín (45’)

11- Juan Zúñiga

13- Gonzalo Gutiérrez

16- Martín Goñi (61’)

20- Sebastián Sánchez (76’)

 

ÁRBITROS / TARJETAS

Jueces: Washington Banchero, Juan Mevlja y Mario Calo (Colonia Capital).

Amarillas: C. Durán, E. Bernales y G. Umpiérrez (M); P. Muniz y C. Corbo (L).

Rojas: No hubo.

 

ESCENARIO / OBSERVACIONES

Cancha: Campus “Domingo Burgueño Miguel” de Maldonado.

Público: 800 personas.

Anuncios