Anuncios

Finales son finales.

Pedro Ramón Clavijo. La Colonia. Equipo RDR.

SERA? TAN FAVORITO PAYSANDU?……. ES FINAL. Finales son finales.

La cátedra lo da así. Está bien. Es el juego donde las especulaciones se van haciendo. Acaso por aquello de que la unión hace la fuerza, los tenga como grandes candidatos. En Paysandú hay euforia. Todos quieren ganar. Hay un pueblo.

Aquí los colonienses como que estamos solos. Lejos del calor popular de otrora. Como enojados, distantes, celosos, no me gusta, pero; hasta envidiosos. Que feo!. De corazón. No es la integración que queremos, o que soñamos. Ya no somos el barca del interior. Fuimos a los tumbos.

El favoritismo está allí. Tal vez. Porque en juego colectivo quizá, lo supere Paysandú, pero en ganas, coraje, compromiso, podrán estar iguales, pero a la roja no lo superan.

En cuanto a historia. La Blanca era la blanca antes de esta historia de nacionales. La roja, es la roja desde que se une. Antes y después del fatídico 1963 y el amoroso 2002.

Facundo Rodriguez, el goleador de la roja

La historia son detalles que vienen a jugar, solo para las estadísticas o para aquellos que entienden el peso. Ese peso, en los torneos, no se ve mucho, pero en las finales sí.

Sólo aquel que vivió finales por dentro lo sabe. Una final es diferente a todo. Primero porque aquel que la va a jugar por primera vez, la noche antes no duerme. Segundo porque adentro tiene el clamor de un pueblo que lo apura, que lo obliga, que lo emociona. Tercero porque es fútbol y los pingos se ven en la cancha.

Aquel que fue fenómeno todo el año, lo tiene que demostrar en la final. Porque para entrar en la historia, las finales hay que ganarlas. Ya no solo es juego. Ya es amor propio, está adentro del corazón.

Paysandú quiere reverdecer laureles

Aquel que gana una final, sabrá luego que cumplió con su deber. Que fue ganarla. Quien la pierde tendrá que hacer el inevitable duelo.

En Paysandú toda la ciudad está con la blanca. En el departamento de Colonia, hasta ahora, parece que la integración estuviese corroída por un brutal egocentrismo, porque lo hace aquel y no lo hacemos nosotros. Hasta Carlos María Ravel que es uno de los últimos próceres del viejo fútbol coloniense está siendo discutido. Increíblemente un hombre que tiene laureles mundiales, que transformó el tímido fútbol venezolano, aquí se le discute hasta un cambio.

Por eso, Paysandú es favorito y está bien que lo sea. Porque tiene credenciales que vienen desde todo el campeonato. Porque volvió a su vieja escuela y lo sigue un pueblo. Claro. Los chicos de la roja, adentro suyo saben que la camiseta tira, pesa, tiene historia, y en finales, quienes le precedieron, siempre las ganaron. Además, dejaron atrás a los San José, Florida, que quedaron afuera Durazno, Río Negro y eliminaron a Canelones del este. Acaso, el mejor equipo del torneo.

Se verá. Son 180 minutos, jugado por dos grandes.

 

Anuncios

futbolflorida

Blog de fútbol de Florida y del interior de Uruguay

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: