LA ALBICELESTE JUSTIFICÓ LOS DOS TRIUNFOS CLÁSICOS

Nueva Palmira ganó de local. Foto Selección Nueva Palmira
Nueva Palmira ganó de local. Foto Selección Nueva Palmira
Con casi un millar de espectadores, el sábado donde le fútbol debió «competir» con la coincidencia de una serie de eventos paralelos de distintas características que se llevaron a cabo tanto en Nueva Palmira como en Carmelo, lo que hace estimar como buena la concurrencia aunque sin esos circunstanciales competidores no hay duda que hubiese sido más amplia, se jugaron en el Parque «Evelio Isnardi» palmirense, los clásicos de sub 18 y Mayores entre las selecciones de Nueva Palmira y Carmelo.
En ambos casos, aunque con distintas características, lo hecho por las selecciones palmirenses justifican los resultados obtenidos.

En SUB 18:  DEBIÓ SER MAYOR
Si estimamos la tenencia de pelota hay que decir que el partido fue parejo si a eso lo llevamos a la generación de fútbol y creación de oportunidades de gol, la victoria palmirense debió ser más amplia.
Palmira arrancó perdiendo tras jugada que se inició con una clara falta en perjuicio de un jugador palmirense, que el árbitro desestimó y que en su continuidad finalizó en el gol con que se adelantó la visita en el marcador dentro de las pocas llegadas que tuvo la verde carmelitana sobre el arco rival. Corrían 27′ y Elías Glattli facturaba apara Carmelo. Pero la albiceleste local siguió insistiendo y generando hasta que a los 50′ Leandro García ponía las cosas un poco más en el lugar exacto.
En el complemento no hubo demasiadas variantes en lo que fue el rendimiento en sí mismo con acciones similares a la primera parte donde Palmira proponía con mayor claridad. En una de las tantas llegadas, falta penal en el área de Carmelo que a los 80′ Facundo Silvestre se encargó de trocar en gol para lo que al final sería el 2 a 1 con que Palmira, mereciendo más, igualmente se alzaría con el triunfo sumando así dos victorias que lo dejaron en lo más alto de la tabla.
Mayores de Carmelo. Foto de Selección de Twitter de Nueva Palmira
Mayores de Carmelo. Foto de Selección de Twitter de Nueva Palmira

En MAYORES: DIFERENCIA MENTIROSA

Es que Carmelo consiguió maquillar en algo un resultado que pudo ser amplísimo. Palmira, siendo prácticamente un monologuista, se fue al descanso ganando por 3 a 0, con un excelente desempeño del juvenil Fausto Boné (goleador de la temporada) que a los 14′ abría el camino de la que sería victoria. El trabajo de los tres de arriba, el ya mencionado Boné más John Syzard y Fernando Ramírez, que enloquecieron a la defensa verde, hacían presumir que la albiceleste bien podía seguir de largo porque a todo eso, hay que agregar las subidas especialmente de Mario Larramendi y su saber aprovechar el juego por elevación, que con dos «cocazos» -a los 24′ y a los 41′- llevaba el tanteador 3 a 0 que no daba lugar a discusión alguna.
Al comienzo de la segunda parte Carmelo dio indicios de querer reaccionar con una Palmira que, sin dejarse estar, igualmente apareció algo desconcentrada atrás, momento en que cuando iban 51′ los carmelitanos consiguieron el descuento por intermedio de Federico Capuano, dando lugar a ilusionarse con la posibilidad de cambiar la historia. Pero los albicelestes no se dejaron estar, de inmediato volvieron al juego colectivo, y no dieron mucho lugar a la ilusión adversaria ya que 4′ después Julio Reyna, después de una pelota salvada a las apuradas por la defensa de Carmelo, recibió el despeje y, como venía, de media distancia la clavó en el ángulo izquierdo del golero Andrés Yauzá. Seguía el dominio de Palmira sin que Carmelo mostrara variantes tácticas que pudieran  por lo menos insinuar algún acercamiento a un intento de cambiar el escabroso rumbo por el que iba transitando. A los 62′ Fernando Ramírez, convirtiendo el quinto, no hacía más que ratificar la superioridad que imponían los dueños de casa. Carmelo se adelantaba dejando campo fértil para contragolpear y ese 5 a 1 pudo ser mayor de no haber fallado la puntería o el golero Yauzá no hubiera tenido algunas intervenciones salvadoras, en un Carmelo que jugaba con 10 tras la expulsión (doble amonestación) de Rodrigo Montes de Oca.
Posteriormente, también por doble amonestación, vendría la roja para el zaguero palmirense Anthony Castillo, perdiendo así Palmira un baluarte en su zona defensiva pero también estratégico al momento de incursionar por el área contraria. Las variantes obligadas hicieron que le llevara a Palmira algunos minutos para reubicarse originándose así el segundo gol de la verdolaga (74′ Marcelo Soldán). Los goles obviamente no se pueden negar pero este nuevo descuento, como el tercero que llegaría a los 89′ (Darío Landechea) no fueron producto de un cambio futbolístico carmelitano que se limitó en gran parte del juego a funcionar más que nada a arrestos individuales pero carente de un  funcionamiento colectivo que llegara hacer pensar como sensación real que llegara a tener un mejor resultado que no fuera la derrota porque, en todo ese ínterin Palmira siguió dominando, incluso dejándole un poco más la pelota al rival, pero que en cada contragolpe no hacía más que poner en el tapete la posibilidad de aumentar, para una victoria que nunca corrió riesgos y que, como se apunta al comienzo de este comentario, terminó siendo con una diferencia mentirosa y que debió ser muy superior a los dos goles con que a la postre se terminó concretando, en un partido donde -por lo menos en este- se vieron dos equipos diametralmente diferentes en todo sentido. Neta superioridad albiceleste, con una primera parte arrolladora, sobre la verde de Carmelo que en un alto porcentaje de los 90′, sin atenuantes,  padeció el partido. Buen rendimiento palmirense de una selección palmirense a la que su técnico Patricio Urán, se vio obligado a atravesar por un proceso de  recambio dado que, por distintas circunstancias, carece de 7 jugadores que fueron parte del equipo campeón departamental y posterior Nacional, aunque los nuevos a los que ha debido apelar parecerían demostrar que se ajustan a la metodología del técnico manteniendo así una memoria colectiva de funcionamiento dentro de un proceso que sigue recogiendo sus buenos resultados. Pero lo acontecido ya es historia y faltan las revanchas donde cada cual podrá ratificar o rectificar lo mostrado y hecho hasta ahora.
ESTE MIÉRCOLES SE JUEGA LA 4ª FECHA
Las selecciones palmirenses de sub 18 y Mayores volverán a ser locales este miércoles cuando por la 4ª fecha (1ª de la 2ª rueda) en el Parque «Evelio Isnardi» estén recibiendo a las también verdes, en este caso, de Liga del Centro. Desde la hora 20 estarán jugando los juveniles entretanto los mayores lo harán a partir de la hora 22.
LIGA DEL CENTRO FIJÓ PARA EL DOMINGO
Con relación a la continuidad del departamental de selecciones de Soriano Interior, la 5ª fecha marca los partidos entre las selecciones de Liga del Centro y Carmelo, habiendo fijado Liga del Centro el horario que marca el reglamento para cuando se juega en domingo, de las 16 y 18 horas para Sub 18 y Mayores respectivamente.
CONCLUYE EL MIÉRCOLES 23
El departamental de selecciones de Soriano Interior, que en ambas categorías clasifica para representar al sector en la próxima Copa Nacional de OFI, de acuerdo al calendario habrá de concluir el próximo miércoles cuando se enfrenten en el Parque Artigas carmelitano Carmelo y Palmira.
Posiciones actuales:
Sub 18: N. Palmira (2 pj) 6 puntos; Carmelo (2 pj) 3; Liga del Centro (2 pj) 0.
Mayores: N. Palmira (2 pj) 4; Carmelo (2 pj) 3; Liga del Centro (2 pj) 1.
Alfredo Zaldúa (Semanario El Eco/GIEFI/FM Palmira Comunitaria)

futbolflorida

Blog de fútbol de Florida y del interior de Uruguay

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: