Anuncios

Nueva Palmira a dueto

Momento mágico e inolvidable para los palmirenses
Momento mágico e inolvidable para los palmirenses

DEPARTAMENTAL DE SELECCIONES DE SORIANO INTERIOR

NUEVO DOBLE TRIUNFO PALMIRENSE
Se jugó anoche miércoles en el Parque «Evelio Isnardi», con un público aproximado a las 500 personas, la 4ª fecha del departamental de selecciones de Soriano Interior, donde las selecciones juvenil y mayor, volvieron a obtener dos importantes victorias que los mantiene liderando las posiciones. Esta vez fue frente a Liga del Centro que con estas derrotas, cuando todavía le resta jugar contra Carmelo, ya ha quedado sin posibilidades en ambas categorías.

Los gurises sin objeciones
En un encuentro que comenzó chato, donde el antecedente en el que había sido su enfrentamiento en Rodó abriendo el campeonato, los palmirenses habían conseguido vencer pero no sin antes pasar por algunos sofocones, pudiendo recién a falta de 10′ conseguir lo que entonces terminó siendo un triunfo con luz (3-1) cuando antes, con el encuentro 1-1, los centristas habían tenido algunas jugadas claras de gol, ahora, dentro de esa modorra con que se jugaron los primeros 30′, igualmente fue la selección anfitriona la que insinuaba más sin dejar de rescatar por el lado de los del Centro, cuando todavía se mantenía el cero,  alguna situación que de haberse concretado  y por encima de merecimientos, pudo haber complicado. El giro del partido dependía de que Palmira abriera el tanteador como para entrar a asegurar la victoria o que del Centro en alguna llegada aislada convirtiera como para comprometer a los locales aunque estos ya habían dado muestras de saber recuperarse ante la adversidad ya que, sin merecerlo, contra Carmelo había arrancado perdiendo para después dar vuelta el resultado en su favor.
El que buscaba y llegaba más era Palmira y a los 35′ Wander Villanueva empezaba el camino de la victoria. Se dio lo previsible. Independientemente del juego de uno y otro, la incertidumbre del resultado duraría hasta que llegara un gol. Después de la apertura los albicelestes dueños de casa se afianzaron más en su accionar ante una Liga del centro que quería pero no podía. A los 40′ Facundo Silvestre marcó el segundo para el 2 a 0 con el que Palmira se fue al descanso. En la parte complementaria a los 57′ Vladimir Mallorca y a los 89′ Diego Romero redondearon el 4 a 0 final, para sumar la tercera victoria juvenil en igual cantidad de presentaciones, manteniendo la punta de la tabla.
Aclaración que importa
Si bien el torneo se categoriza como Sub 18, en realidad es Sub 17. Esto se da en razón de que, como es sabido, el campeón obtiene la representación del sector en la Copa de OFI Sub 18. Debido a las fechas en que se juegan los campeonatos, si a nivel departamental se apelara realmente al límite de una Sub 18, el campeón llegaría al Nacional habiendo perdido para este gran parte del plantel ya que por edad un alto porcentaje de sus jugadores se pasarían de los límites que marca esta categoría. De esta manera y por fuera de los eventuales refuerzos o modificaciones que a su criterio pueda considerar viables hacer para en Nacional de OFI el cuerpo técnico de quien se adjudique el derecho de representación, reglamentariamente estará en condiciones de llegar con todo el plantel original con el que se lo adjudicó.
La Mayor sufrió innecesariamente
Nueva Palmira y Liga del Centro llegaban a la revancha del que en la primera rueda había sido un 2-2 donde los palmirenses, que se habían adelantado en el tanteador, terminaron empatando agónicamente con un gol conquistado ya en tiempo de recuperación.
Después Liga del Centro había caído con Carmelo por 5 a 2 en un encuentro que empezó ganando pero que tras sufrir dos expulsiones en el transcurso de la primera mitad, terminó facilitando la tarea de los carmelitanos consolidando la goleada. Aunque por el lado palmirense se tuviera confianza en el equipo, después de haber visto el rendimiento contra Carmelo en una clara demostración de venir de menos a más, en lo previo igual se sabía, aun conscientes de que la selección albiceleste se caracteriza por no subestimar a nadie, en este caso menos porque las representaciones centristas siempre han sido rivales complejos más teniendo en cuenta las circunstancias por las que, hasta ahora, habían atravesado cada uno por lo que se podía hablar de confianza pero no de favoritismo. Aparte, los verdes de «la línea» urgidos de una victoria para ponerse a tiro o de lo contrario quedar fuera de carrera.
Los hechos empezaron mostrando una neta superioridad de Palmira que, con muy buen toque de pelota y manejando los tiempos, dominó netamente el primer tiempo yéndose al descanso 2-0 ganancioso mediante goles de John Syzard (22′) y Fausto Boné (39′), diferencia que por lo expuesto en la cancha pudo ser más amplia, entre otras oportunidades hubo un pelotazo en el palo cuando el arquero Cavia nada tenía por hacer.
Hay conciencia en que el fútbol de Liga del Centro es aguerrido pero, sin dar por descontado que el partido estaba saldado ni mucho menos, la visión de los primeros 45′ incitaban a suponer que en el complemento la albiceleste, por fútbol y estado físico, bien podía redondear la suma de los 3 puntos. Presunciones que en principio no se concretaron ya que, especialmente por un medio campo que Palmira dejó de dominar, mostró a Liga del Centro salir al todo por el todo, lo que no debía sorprender habida cuenta de las necesidades que tenía pero sí como los albicelestes  no lograban hacerse de la pelota para poder mantener el rendimiento del primer tiempo. En ese período Centro tuvo más la pelota a pesar de que Palmira, antes del descuento visitante, había generado alguna chance de aumentar, en una de ellas el arquero visitante Gonzalo Cavia tuvo una tapada providencial que seguramente hubiese liquidado el juego. Igualmente, conjeturas aparte que en definitiva estas no son las que resuelven los resultados, Liga del Centro tuvo un par de anuncios, incluyendo un remate en el palo y una tapada del golero Edgardo Sosa que en notable reacción mandó al corner una pelota rasante que parecía colarse contra su parante izquierdo. Pero, la tercera es la vencida, iban 60′ y Emiliano Larzábal conseguía descontar. El toque de atención aumentaba. Palmira seguía sin encontrar su juego y Centro se mantenía presionando en base a su voluntad y a los errores locales. Y así fue como, con toque de fortuna incluido,  llegaría el empate. Minuto 75′, remate de Mauro Rostán que da en el horizontal y rebota en la espalda del meta Sosa, que se había estirado buscando desviar, y la pelota que se cuela en el arco para poner el 2 a 2. Pero, dentro de un plantel parejo, Palmira terminaría consiguiendo la victoria desde el banco.
Syzard, sentido, le había dado paso al ingreso de Alfredo Andrioli y posteriormente Luis Benítez había dado lugar a la entrada de Lucas Guaraglia. Andrioli a poco de entrar estuvo cerca de marcar y, en la jugada siguiente, 87′ conseguía que Palmira, que sacudido por el empate, había reaccionado volviendo a ser el protagonista más aproximado a lo que suele ser genuinamente, volviera a estar arriba en el goleo y sin echar campanas al vuelo ni dormirse en los laureles, saberse más cerca de recuperar esos tres puntos que hasta entonces y después de haberlos llegado a tener en la mano, se le estaban escapando. Centro no se iba a dejar estar sabedor que faltaba muy poco y que del empate que venía consiguiendo dándole chance de insistir por la victoria, ahora se le acotaba de manera que del hipotético gol con el que podía ponerlo 3 a 2 arriba y cerca de la impostergable victoria, eran dos los que debía convertir ya que el empate a efectos de su futuro en el campeonato era sinónimo de derrota. La visita tenía que irse arriba con todo tratando de aprovechar al máximo los minutos que restaban. En ese adelantamiento, ya jugándose los minutos adicionales, corner para Liga del Centro y el área de Palmira estaba poblada de camisetas verdes pero también la naranja del arquero Cavia que, perdido por perdido, subió como un delantero más. El centro que viene, la pelota que «flipertea», incluso llegó a participar el arquero centrista en ese tránsito confuso de la pelota por el área, hasta que Lucas Guaraglia, en el que sería el último despeje palmirense, sabiendo que el arco rival estaba desguarnecido y todo su terreno despoblado, remató de larga distancia, y la pelota , desde nuestra óptica parecía se iba a ir por poco afuera, terminó ingresando al arco para consumar el 4 a 2.
Victoria de Palmira que se justifica por lo muy bueno hecho en la primera parte, porque una vez más mostró esa fortaleza anímica tradicional, porque aun con cosas a corregir dentro de este, como ya hemos dicho, período de transición, donde el técnico Patricio Urán, aparte de los 7 jugadores del plantel 2015/16 con los que, tal lo mencionamos en nuestro comentario anterior, no cuenta y que eran figuras titulares y/o que alternaban asiduamente y con muchos minutos, hay que agregarle aquellos  (8 por lo menos) que fueron parte del proceso y, prácticamente sin o con muy pocos minutos en cancha, con visión al futuro -este presente- ya estaban preparados como para en la actualidad tener mayor participación.
Estas ausencias marcadas, todas, son producto de diferentes circunstancias -lesiones, algunas de ellas graves -Carlos Avelino, Alejandro Villoldo, Lucas Guirín-, otras por haber pasado a militar en otras Ligas -caso del goleador Joaquín Rovetta, jugando en Central de San José o Carlos Cabrera y Alejandro López en Barracas de Dolores, o José Rodríguez que, una semana antes de la final del Nacional 2016,  emigró a España, sólo por citar algunas.
Esto, con los vaivenes propios y naturales que impone el fútbol en sí mismo, revaloriza más lo que se va consiguiendo habida cuenta que los «viejos» mantienen la memoria y los «nuevos nuevos», por sobre su categoría individual, se han sabido acoplar a los principios tácticos y filosóficos e incluso de idiosincrasia -especialmente los no oriundos- que propone por un lado el Cuerpo Técnico que encabeza Urán, e incluso de idiosincrasia -especialmente en los no oriundos- que históricamente hace a la personalidad del fútbol palmirense.  Ni mejor, ni peor, sí propia.
Por supuesto que habrá que esperar que siga la secuencia de este campeonato donde no se da por descontado nada, salvo que Liga del Centro ya quedó sin posibilidades, pero por sobre cual sea el final, haciendo una mirada  general -abarcativa a todas las categorías- no hay reparos en poder decir que se sigue por buen camino.
ESTE DOMINGO LIGA DEL CENTRO RECIBE A CARMELO
Este domingo por la 5ª fecha estarán jugando en el Parque «Ariel » de Rodó las selecciones de Liga del Centro y Carmelo.
Ya ha sido dicho que Liga del Centro, con tres derrotas en Sub 18 y sólo un empate en Mayores, ha quedado sin posibilidades de aspirar a pelear el título mientras Carmelo tal cual están dadas las posiciones, en Juveniles se ve obligado a ganar para llegar con chance al partido con Palmira, de lo contrario los palmirenses serán campeones anticipados y en Mayores no deberá perder para que el clásico, a jugarse el miércoles 23 en el Parque «Artigas» carmelitano, sea el que defina el campeón. 
Posiciones:
SUB 18: Nueva Palmira (3 pj) 9 puntos; Carmelo (2 pj) 3; Liga del Centro (3 pj) 0.
MAYORES: Nueva Palmira (3 pj) 7 puntos; Carmelo (2 pj) 3; Liga del centro (3 pj) 1.
Alfredo Zaldúa (Semanario El Eco/GIEFI/FM Palmira Comunitaria)
Anuncios

futbolflorida

Blog de fútbol de Florida y del interior de Uruguay

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: